27 ene. 2011


Más sobre "Mi sangre" de Víctor Manuel Reguera.

Tras la presentación del libro de mi primo Victor Manuel "Mi sangre" en Las Palmas de Gran Canaria, el escritor se nos fue a la Isla de Tenerife donde vive nuestro tío Tomás Reguera, hermano que sigue por edad a su padre y allí hizo, también, su encuentro - presentación.
En representación de la familia asistió Jose Tomas Reguera, hijo de Tomás, y el acto tuvo lugar en el Restaurante "El candil del mago", en La Laguna. Como aquí, fue muy emotivo y muy pronto surgieron los recuerdos y anécdotas familiares de las vividas con mi tío Pepe.
Sé que mi primo Victor Manuel tiene un especial cariño a esta parte de nuestra familia afincada en Tenerife, donde, por cierto, en el mes de marzo, tercera semana para más señas, habrá un encuentro familiar de los Reguera. Así que primos todos, nos tenemos que ir poniendo de acuerdo para estas fechas, pues los tenderetes en La Finquita son geniales y seguro estará a tope y cargada de alegría. Pues eso, ahí queda.

23 ene. 2011


VÍCTOR MANUEL REGUERA BLANCO. MI SANGRE.

Ayer mi primo Víctor Manuel cumplió con el deseo de rememorar su vida junto a su querido padre José Reguera, fallecido cuando él tenía solo diez años de edad. Para ello ha escrito un libro titulado “Mi sangre”. El documento es una joya cargada de recuerdos y sentimientos y como no podía ser de otra manera de agradecimiento a él, su padre, y a ella, su madre Herminia Blanco, quien estaba presente y vivió el acto con sorpresa y gran emoción. Mi primo Víctor Manuel es hombre de bien y de buenos sentimientos, y por ello lo ha querido dejar plasmado y escrito, también para sus hermanos Pepe y Vicki, su esposa Zeneida y sus propios hijos Zeneida y Félix José, quienes no conocieron a su abuelo, así como para toda la familia en general. Este documento memorable es fiel reflejo de sus vivencias y querencias durante su infancia. Ya le mostré ayer y durante el acto mi agradecimiento por incluir recuerdos de mis padres en el libro y hoy quiero hacerlo en este blog de forma que públicamente sienta mi cariño y respeto hacia tan generoso gesto, así como para felicitarlo por su trabajo que ha realizado con esmero y esfuerzo. Nos has emocionado, primo, y quiero que sepas que en casa te queremos y te estaremos eternamente agradecidos. Un beso y enhorabuena.