9 mar. 2017

Visita al CEIP Hilda Zudán (Jinámar). 08.03.2017


Con motivo de la asistencia del alumnado de este Centro al Congreso de Jóvenes Lectores me invitaron a un encuentro previo para intercambiar opiniones sobre los libros "El Cabozo Volador" y "Jero aletas de Mero". Allí nos reunimos para hablar de nuestras cosas que no fueron pocas, conversación distendida y desenfadada cargada toda ella de intereses por saber. De eso es de lo que se trata, así se hace la animación a la lectura y también, como no, educación.

No faltó alguna que otra madre que interesada por las actividades de sus hijos participaron tanto escuchando como preguntando, por aquí dejaremos constancia fotográfica de ello, además con anécdota.



Muchos recuerdos me trajo volver a las aulas de un centro de Jinámar. En esa zona pasé años muy felices de mi carrera docente. Ahora las cosas han cambiado, entonces teníamos las aulas a tope y los colegios desdoblados por el desembarco de miles de niños llegados de toda Gran Canaria por mor de decisiones políticas desafortunadas y yo diría que responsables del mayor desaguisado de la historia casi reciente de esta tierra. Pero, en fin, eso es tiempo pasado aunque a algunos nos tocó luchar con lo que se nos vino encima y hacer lo que podíamos para sacar adelante a los críos.


Andan en el Colegio muy ilusionados con el Encuentro de Jóvenes Lectores y ya preparan la intervención con la esperanza de hacerlo bien, eso me transmitieron las señoritas y los niños. Yo les deseo que disfruten con la lectura, que se empapen de los valores que encierra la trama del libro y que vayan al acto con la satisfacción de haber leído y con muchas ganas de pasarlo bien, que de eso es de lo que se trata.



Hay algo que no ha cambiado y es el cariño que transmiten los niños de Jinámar. Son tremendamente agradecidos y te muestran afecto que palpas inmediantamente porque te lo demuestran. Ese es el mayor regalo que puedes recibir. Un beso por tanto para todos y como ya les recomendé en la despedida mi deseo de que procuren ser felices y respetuosos con los padres, amigos y la escuela.



Nos veremos pronto.

Para ver algunos detalles de la decoración del encuentro pica el enlace


6 mar. 2017

Visita a Valsequillo con el CEIP Chano Sánchez (Carrizal de Ingenio). 01.03.2017



Dispuestos este año a celebrar el decimoquinto aniversario de la publicación de "Enigma en El Colmenar" y a rememorar tantas visitas en aulas como en la realización del proyecto en el propio Valsequillo, iniciamos la primera de ellas con el CEIP Chano Sánchez de Carrizal de Ingenio. Alumnos de los niveles tercero y cuarto acompañados por sus tutoras doña Mariola Bordón (Directora), doña Paqui Castellano, el Maestro en prácticas don Sergio Alonso y la Jefe de Estudios doña Luz Marina Sánchez. Buen día, con temperatura agradable y con muchas ganas de escuchar y participar en las orientaciones de Inmaculada Ezequiel (Oficina de Turismo de Valsequillo) y del propio autor. Siempre hay anécdotas por más visitas que hagamos, anécdotas que quedan para la memoria de los participantes y para la propia historia de este proyecto que nació como necesidad de dar a conocer el libro y su trama, así como las bondades y posibilidades culturales de este municipio tan querido por mi persona.



Se nos hizo imposible la visita a la radio tal como estaba previsto. Inconvenientes ajenos a la organización que fueron insalvables imposibilitaron este apartado que hace las delicias de los asistentes. El resto, como siempre, con el interés que despierta conocer qué es lo que llevó al autor a la realización de cada uno de los momentos de la trama. Aquello que sus mentes no alcanzaron a entender o que ellos interpretaron a su modo o por ver si coincide con lo que pensaron tras la lectura. Al fin y al cabo para eso se lee, ya lo comenté el libro es del lector una vez que sale de los dominios del autor y que vuela la imaginación. 




Las bondades, que decía de Valsequillo, en el conocimiento y experiencia de Inmaculada Ezequiel son siempre atendidas con interés y el autor también aprende, como ellos, de las novedades. Como se nota que la propia guía turística goza con los niños y hace su trabajo a gusto. Desde este lado solo hay palabras de agradecimiento por su entrega y dedicación al proyecto.





Dos encuentros, uno en el aula durante el primer trimestre para animar en la lectura y otro en esta visita tan agradable. Esperemos que quede para siempre en la mente de todos los participantes esta aventura que con tanto cariño hemos diseñado y que surta los efectos planificados. 



Gracias al profesorado, al alumnado del CEIP Chano Sánchez que tan bien asumieron el compromiso, a la Oficina de Turismo y como no a Maite Martín de la Biblioteca Benito Pérez Galdós de Valsequillo, que tanto ha hecho por el proyecto y que se acercó a compartir unos minutos con nosotros en la Plaza de San Miguel. Algún día tendré que contar el papel de Maite en todo este proceso y a la que nunca tendré palabras suficientes para agradecérselo.



Bueno, contento y con ganas de seguir acudiendo a Valsequillo, al fin y al cabo allí tengo muchos motivos familiares, personales y culturales.    

 
                                                           Con Inmaculada Ezequiel